muéstrate tal como eres / guillemrecolons.com

Muéstrate tal como eres en persona, en papel y online

Tal como eres

Si no te muestras tal como eres será difícil que puedas sostener una marca personal sólida, coherente y atractiva. Sí, lo sé: Hoy cuesta mucho distinguirse en un mercado tan competitivo. Los medios online están al alcance de todos. Mucha gente cree que llenarse de masters y posgrados les garantizará el mejor trabajo. No es así.

Para impresionar a las empresas o a inversores debes hacerlo con tu auténtico YO, y no importa en qué formato, en una entrevista (en persona) en un business plan o CV (papel) o en Internet (online).

Hoy, mantener la línea no va de nutrición, va de coherencia

La coherencia es clave: No puedes mostrar un YO distinto en una cafetería, en Twitter o en ese papel que algunos se empeñan en seguir pidiendo que se llama CV. Si quieres adoptar un rol distinto al profesional, puedes hacerlo, no hay problema. Pienso que nuestras acciones y nuestros valores hablan más de nosotros que los pomposos títulos que nos ponemos en Linkedin o en un CV.

Tu vida importa, tu marca importa

Tu marca es tu reputación, tu tarjeta de visita. Es lo que dejas en la mente de los demás y la experiencia que les provees. Es explicar tu por qué, tu cómo y tu qué.

Tu marca la potencias trasladando una propuesta de valor y una experiencia a aquellas personas con las que interactúas y que pueden abrirte la puerta a un universo de oportunidades. Negar tu personalidad, tu ADN de marca, a tu mensaje principal es NO mostrarte como eres, es enseñar un máscara de ti, un perfil Matrix.

Estamos hechos de triunfos y fracasos, esa es nuestra fuerza

Me impactó película La llegada (The arribal), una joya reciente de obligada visión. No explicaré de qué va para no romper la magia, pero me llamó la atención una pregunta poderosa: Si pudieras hacerlo, ¿cambiarías algo de tu vida anterior?

La respuesta está en el cine, pero insisto una vez más en la idea de que estamos hechos de éxitos y fracasos. Lo que nos hace fuertes no son unos u otros, sino unos Y otros. No vendas la idea de que has crecido en un lecho de flores porque no me lo voy a creer. Pero además te va a ser poco útil. Muestra con orgullo tus cicatrices, proyéctate como eres. Em persona, en papel o en la red. Que tengas una semana genial.

Mask image by Shutterstock.com

5 comentarios
  1. Mario Meneses
    Mario Meneses Dice:

    Muy buena reflexión, me queda claro que el crear una marca personal se puede quedar con unos cuantos, tu trabajo, tus amigos, tus compañeros en una universidad, en las redes sociales. Pero lo más importante que mencionas, es darte a conocer a un público mayor, perder el miedo a una entrevista radiofónica o televisiva, conferencia o ser un orador de una asociación, está experiencia te va a formar y visualizar para conocerte más a fondo, y por consiguiente a dejar huella de tu esfuerzo por ayudar a los demás. No solamente transmitimos una idea, sino que cambiamos a la gente.
    Perdamos el miedo y llegarán las oportunidades de la transformación.
    Saludos amigo Guillem

    Responder
  2. Manuel
    Manuel Dice:

    Gracias Guillem por tu articulo. Siempre he defendido esta forma de ver la vida. hay mucho de valores personales. Me gustaría saber tu opinión respecto a ¿que ocurre cuando tu marca personal esta basado en un posicionamiento que te asegura el exito y no corresponde con tu posicionamiento personal?. La gente espera de de ti ciertas cosas (tanto positivas como negativas) y no se corresponde como realmente eres, pero… tampoco eres infeliz con esa postura. Gracias por tu respuesta y felicidades por tu articulo.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *