Entradas

Unas claves y una historia para tu próxima reinvención profesional

En el transcurso de tu vida, habrá momentos buenos y momentos malos, momentos en los que te parecerá que eres invencible y momentos en los que te sentirás derrotado e inútil. Los momentos en los que te crees invencible no duran mucho, así que deberías disfrutarlos y saborearlos porque enseguida encontrarás algo que te recordará que estás subido en una montaña rusa, y que pronto volverás a bajar. Sin embargo, superar los momentos en los que te sientes derrotado e inútil es mucho más difícil.

El Síndrome de la Reinvención Abrupta

Un clásico de estos momentos duros es el del despido de un trabajo, y no es menos duro si hablamos de un despido directo o de un despido interior. De un día para otro, pasas de ser valioso en una organización a sentirte desplazado y a dudar de ti mismo, de tus conocimientos y de volver a encontrar una ocupación en la que te sientas realizado. He conocido a muchas personas en esa situación y, la gran mayoría, corren el riesgo de caer en lo que llamo el Síndrome de la Reinvención Abrupta.

Este peligroso síndrome arrastra a las personas que lo sufren a reinventarse, algo muy común en esta situación, pero cortando repentinamente con su entorno profesional anterior y enfocándose en un área generalmente muy alejada de la que ha conocido y dominado hasta entonces. Por ejemplo, hace unos años conocí a varios excelentes vendedores intentando transformarse en diseñadores de páginas web o en community managers. Como era previsible, les fue imposible empezar desde cero en sectores tan competidos y volvieron a su ocupación de vendedores “a la vieja usanza”, sin haber sacado partido de aquella experiencia y con la frustración de volver a un entorno del que había intentado escapar.

La reinvención profesional no es fácil de gestionar, y las más exitosas suelen venir de la hibridación de nuevos conocimientos y experiencias anteriores. A mi alrededor tengo muchos ejemplos de reinvenciones profesionales exitosas, pero he elegido dos de estos casos por ser los que he vivido más de cerca y porque son bien conocidos.

Casos reales de reinvención exitosa

Eva Collado y Guillem Recolons pueden decir que se han reinventado profesionalmente de manera exitosa. Eva es una de las expertas en gestión del capital humano más solicitadas por empresas de España y Latinoamérica y Guillem es uno de los pioneros y referentes en personal branding a nivel nacional. Pero como sucede en la mayoría de casos que eligen el camino de la reinvención profesional, han trabajado muy duro y durante mucho tiempo para conseguir estos éxitos y han tenido que superar muchos obstáculos en el camino.

Eva era responsable de desarrollo de recursos humanos en una multinacional de e-commerce y Guillem era publicitario en una importante agencia de publicidad cuando se vieron en la encrucijada que supone tomar la decisión de reinventarse profesionalmente. Para los dos, el camino fácil hubiera sido seguir año tras año haciendo lo mismo en otras empresas iguales a las que dejaban pero, incluso con buenas ofertas sobre la mesa, decidieron tomar el camino difícil.

Sin embargo, sabían que tenían que comenzar por adquirir nuevos conocimientos y potenciar ciertas habilidades así que, una vez definidos sus propios entornos de aprendizaje, decidieron perfeccionar sus habilidades digitales, comerciales, de autogestión y de networking. Como aseguran Eva y Guillem y como demuestran sus trayectorias profesionales, la suma de experiencia, nuevas competencias y conocimiento de nuevas tendencias del sector en el que te quieras enfocar son la llave de tu futuro y la clave de la reinvención profesional.

Unas claves para tu camino

Como te puedes imaginar, este es un proceso largo y que conlleva un grandísimo esfuerzo, así que será muy importante que no te precipites y que elijas bien la dirección de la reinvención y los conocimientos que habrás de sumar para llevarla a cabo. Además, tienes que tener paciencia porque los resultados no llegan el primer día y una mala elección puede encasillarte después en un área en la que en realidad no vas a encajar.

Seguramente esto no es lo que quiere escuchar una persona que está pensando en reinventarse profesionalmente. Es difícil pedir paciencia y fe en uno mismo a una persona que se siente derrotada e inútil, que se ve como una piedra abandonada en un camino.

Una historia para no olvidar

Por eso quiero contarte una historia. Una historia real que comienza así, con una piedra abandonada en un camino, una piedra más en un montón de piedras desechadas de una mina de diamantes en Sudáfrica, una piedra más hasta que Julie, una niña de 9 años, reparó en ella mientras jugaba por la zona.

Julie no tenía mucho más para jugar que aquel montón de piedras. De hecho, no tenía mucho más en la vida. Sus padres habían muerto, sus hermanos trabajaban como esclavos en la mina de diamantes y de ella solo cuidaba su tío discapacitado.

Como sospechó su tío en cuanto Julie le entregó aquella piedra que le había llamado la atención, lo que había dentro de la roca iba a cambiar sus vidas y también la historia de la joyería ya que, hasta entonces, nunca se había encontrado un diamante tan grande. Con un peso de 890 quilates, desde entonces se le conoce como el diamante Incomparable.

Tras varias compras y recompras, el diamante Incomparable en bruto acabó en Nueva York. Si la historia de su hallazgo había sido curiosa, no lo fue menos la del proceso de corte, tallado y pulido. Esta delicada tarea le fue encargada a Samuel Black, un reconocido experto en el facetado de diamantes.

Durante los cuatro años en los que estudió la piedra, Black tuvo que tomar varias decisiones. La más importante fue la de renunciar a cortar el diamante más grande del mundo, que habría de superar los 530 quilates del Cullinan I, para evitar el alto riesgo que presentaba la operación en una piedra de forma tan irregular. Finalmente optó por cortar una piedra de 407 quilates y otras 14 piedras más pequeñas.

diamante incomparable

Los 890 quilates del Incomparable en bruto, y una vez tallado con 407 quilates. Fuente: famousdiamonds.tripod.com

Así y todo, el Incomparable es el cuarto diamante más grande de la historia y el más grande de los diamantes café. A finales de los 80 salió a subasta por unos 20 millones de dólares, aunque no encontró comprador y actualmente su valor estaría por encima de los 55 millones de euros.

Me gustaría que no olvidaras esta historia si estás pensando en una reinvención profesional y que pensaras en ella la próxima vez que te sientas derrotado e inútil. Aunque en ese momento será difícil que creas en ti mismo, recuerda que hasta el diamante más grande necesita de alguien que sea capaz de ver su potencial para ayudarle a brillar y de tiempo para ir puliendo las aristas, así que confía en ti y no te precipites a la hora de elegir qué quieres ser en el futuro.

Auténticos, relevantes, diferentes #ARD_ebook

e-book en descarga gratuita

Ya está disponible el libro formato e-book de 2014 de Soymimarca con una selección de los mejores posts de 23 autores. El título del libro “Auténticos, relevantes, diferentes” refleja la filosofía de muchos que nos dedicamos al Personal Branding y sigue un paralelismo directo con la metodología Iceberg de marca personal (autoconocimiento, estrategia, visibilidad).

Auténticos

La autenticidad es el valor motriz de toda marca personal; dicho de otra manera, si no hay autenticidad no hay marca propia. Pero autenticidad también es el fruto de un proceso de autoconocimiento, la cimentación básica y primer paso para gestionar la marca. No se me ocurre mejor frase que aquella de Oscar Wilde para definir la importancia de la autenticidad en el contexto personal: “Be yourself; everyone else is taken”.

Relevantes

ebook autenticos, relevantes, diferentesLa relevancia es el fruto de un proceso estratégico. De poco sirve comunicar sin mensaje y sin relevancia. Lo que hagamos (no solo lo que digamos) necesita aportar VALOR a los demás, y si no es así estaremos ofreciendo una propuesta “commodity”, una más, quizás solo basada en el precio. Aquí hay que trabajar la empatía y ponerse en lugar del otro para entender si lo que ofrecemos hace mejorar a los demás.

Diferentes

Como dicen los ingleses, last but not least. Si lo que somos y lo que hacemos está clonado por mil personas, nuestra oferta es lineal. Es crítico trabajar nuestras propuestas de valor y, al mismo tiempo, buscar una forma diferente de comunicarlas para no formar parte del éter. Mi colega Andrés Pérez me acercó una frase (no conozco al porpietario) el otro día que encaja bien con esto: “Si no te diferencias por alguna cosa, te descartarán por cualquier cosa”. 

Autores

Ha sido un placer compartir cartel con esta panda de cracks: Jordi Collell, Alèxia Herms, Xavi Roca, Eva Collado Durán, Pablo Adán, Celestino Martínez, Elena Tecchiati, Javier Zamora, Gabriel Aúz, Oianko Choperena, Andrés Pérez Ortega, Rubén G. Castro, Miquel Àngel Escobar, Reyes Ferrer, Pau Hortal,  Javier Santamarta, Eva Ballarín, Enrique Rueda, Paula Fernández-Ochoa, Pau Samo, Carme Gibert, Francesc Segarra y Toni Muñoz.

¿Y el ebook?

Aquí está, en este enlace. Disfrútalo, critícalo y si además te gusta, compártelo. Gracias “in advance”

[subscribe2]

Noticias matinales con marca personal

Cómo lo que empezó siendo un divertimento matinal se ha convertido en una web

Lo cierto es que quien me conoce sabe que soy un devorador de noticias, especialmente por las mañanas. Soy madrugador, así que durante mi running matinal escucho la radio, luego al desayunar leo la prensa, contrasto titulares entre distintos diarios y alguna vez incluso me atrevo con la televisión si la ocasión lo merece.

Y después de muchos años con esa rutina, llego a una doble conclusión:

  1. Las noticias son aburridas
  2. A pesar de lo anterior, la realidad siempre supera a la ficción (especialmente en lo referido a la marca España)

Por ello, y sobre todo porque no tengo la visión de un periodista, tomé hace pocos días la decisión de redactar yo mismo un breve adelanto de titulares de noticias matinales referidos a la marca España, pero con cierta marca personal, digamos que un añadido de sal y pimienta para que mis lectores consigan por un lado saber qué está pasando y por otro que su café de la mañana se acompañe de tres sonrisas para hacer el día más llevadero.

La cosa no quería ir a más, así que lo publicaba en un círculo reducido de amigos de mi perfil de Facebook. Pero a los tres días algunos amigos, cuyos nombre citaré sin cortarme un pelo, me animaron a crear una sección fija y a convertir esto en un blog. Como dirían los italianos, ¡ce l’abbiamo fatta!

Esos amigos son Cristina Lastra, Celestino Martínez, Neus Fornells e Isa Fargas, provocadores donde los haya. Y como soy facilón, voy y me lanzo con el blog:

El blog es goodmorningspain.com y ya está colgado. Espero que mis amigos provocadores me echen una mano y, al menos, se suscriban al blog. Si además encuentro una fórmula de que puedan colaborar, iré a por ellos.

Imagen: Verkami

Ya está aquí el e-book con lo mejor de Soymimarca de 2012

Soymimarca presentó ayer su libro resumen de lo mejor de 2012 “Es algo personal”. Se trata de un e-book en descarga gratuita que desde Slideshare.

Esta vez intervienen muchos más autores: Jordi Collell, Aléxia Herms, Neus Fornells, Pablo Adán Micó, Carme Gibert, Celestino Martínez, Cristina Lastra, David Alcubierre, Gian-Lluís Ribechini, Pau Hortal, Paula Fernández-Ochoa, Xavier Roca Torruella, Javier Zamora Saborit  y un servidor.

Como el e-book del primer año, “Personal y transferible“, en esta ocasión los artículos se han clasificado en función de las tres partes del iceberg de marca personal: autoconocimiento, estrategia y visibilidad.

Para descargar el libro, solo hay que hacer clic en la imagen:

 

Presencia online: la visibilidad de tu empresa

En la empresa, cada nuevo avance tecnológico se ha hecho a regañadientes. En su momento, se cuestionó el uso de la máquina registradora, del ordenador, fax, teléfono móvil o Internet. Adoptar la tecnología en cuestión en el momento oportuno siempre supone una gran ventaja competitiva, así que entrar con retraso puede salir muy caro.

En la empresa, cada nuevo avance tecnológico se ha hecho a regañadientes

Nadie discute ya si hay que estar en Internet, pero hace tiempo que estamos asistiendo a una etapa de adopción de las redes sociales a nivel personal y empresarial. Sin embargo muchas empresas, especialmente PYMES, están confundiendo la introducción en redes sociales con la adopción de una tecnología: hay que estar en redes sociales y están.

Para ello, con mayor o menor acierto, encargan el aprendizaje de las herramientas a una o varias personas. Es decir, les enseñan a utilizar un martillo, un serrucho y una paleta, y esperan que construyan una casa, aunque tampoco tienen muy claro cómo debe ser ésta, ni les entregan los planos que deben seguir para construirla. Como en el mundo físico, en el online también encontramos muchas “obras abandonadas”, por haberse comenzado sin criterio, sin una estrategia adecuada en redes sociales o para la propia marca.

A finales de 2011 se contabilizaban más de 500 millones de sitios web, casi la mitad de ellos creados durante el mismo año. Con este dato, podemos imaginar cómo está creciendo Internet y cómo seguirá haciéndolo en los próximos años. En cuanto a usuarios, las cifras hablan de 2.000 millones de usuarios a nivel mundial, aunque esta cifra aumentará por lo rápido que se extiende el uso de Internet en los países emergentes gracias a los smartphones y las tabletas.

Se estiman unos 1.000 millones de cuentas en Facebook y cerca de 500 millones en twitter

Los datos de las redes sociales no son menos impresionantes, con unos 1.000 millones de cuentas estimadas para Facebook y cerca de 500 millones para twitter, además de un buen número de redes sociales que van apareciendo regularmente y acumulando usuarios.

En cuanto al comercio electrónico, la facturación estimada en 2011 rondó los 700.000 millones de dólares en todo el mundo y se calcula que puede llegar a 1,4 billones de dólares en 2015.

Por tanto, está abierta una gran oportunidad para las empresas que quieran aprovechar las ventajas que el entorno 2.0 ofrece, que no solo consisten en vender. Este entorno también facilita la creación de marca, el servicio al cliente, los test de producto y, a partir del contacto con el cliente, el conocimiento del gusto del consumidor o la detección de tendencias.

La presencia online es algo más que tener una web y estar en redes sociales

Estos números tan apabullantes insinúan una de las claves para prosperar en este entorno: conseguir una visibilidad adecuada. La presencia online es algo más que tener una web y estar en redes sociales.

Hace tiempo que quedó superado aquello de “si no estás en Internet, no existes” y casi lo está también otra máxima: “si  Google no te encuentra, no existes”. Lo importante para tu empresa es lo que pasa después de esa búsqueda.

Una vez que el posible cliente haya llegado a tu web debe poder acceder fácilmente a la información que busca y debe encontrar un proceso de compra sencillo y que le ofrezca seguridad. Seguridad y autoridad son valores que, entre otros, proporcionan los contenidos ofrecidos en tu blog corporativo y la relación con tus clientes en distintas redes sociales, así como su opinión acerca de tus productos o servicios. También debería ser fácil que este cliente pueda compartir sus descubrimientos, dar su opinión o pedir más información.

Aunque esto pueda parecer algo enrevesado, en realidad no es muy diferente de cómo hemos hecho las cosas antes de existir Google o Internet.

Hasta hace poco tiempo, cuando querías saber algo de una marca o producto, por ejemplo, cuando querías cambiar de coche, comprabas varias revistas para informarte, consultabas la opinión de tus amigos y te basabas en las experiencias de otros usuarios a tu alrededor para tomar una decisión de compra.

Ahora consultamos Google en lugar de comprar revistas, pedimos la opinión de nuestros amigos en las redes sociales y valoramos la reputación online de la marca antes de tomar la decisión. Incluso, a través de las redes sociales, podemos contactar con algún experto en la materia.

No hemos hecho otra cosa que replicar en el mundo digital lo que ya hacemos en el mundo de los átomos, adaptándolo al nuevo entorno.

En el mundo físico, seguro que tienes muy claro que si tuvieras que poner un negocio lo harías en un lugar concurrido, allá donde los potenciales compradores van a pasar frente a tu escaparate. También resulta bastante obvio decir que tratarías de que tu local fuese lo más cómodo posible para tu visitante y que, tanto la colocación de los productos como la información relativa a éstos, tendría como prioridad la facilidad para ser encontrados y entendidos. Asimismo, te cuidarías de ofrecer un excelente servicio para que las opiniones favorables de los clientes satisfechos fuesen tu mejor publicidad.

Esto, que resulta tan obvio en el mundo físico, no parece tan fácil cuando hablamos del entorno digital. Por otra parte, en este entorno aparecen a diario nuevos recursos y herramientas, que requieren de un importante esfuerzo tanto en conocimiento como en la fase de aprendizaje.

Este hecho está provocando que cada vez cobre más importancia el diseño de una estrategia adaptada al “ecosistema social”, cuyo funcionamiento es bastante diferente de su equivalente físico. Las redes sociales están compuestas de personas que se relacionan y comparten intereses, por lo que no son bien recibidas las técnicas de marketing intrusivas, más generalizadas en el mundo físico.

La visibilidad no se puede conseguir de cualquier manera. Una estrategia equivocada o inexistente será una bomba de relojería de efectos imprevisibles. Las buenas estrategias de presencia online combinan la presencia en varias redes y manejan varios recursos, cada uno de ellos adaptado a sus particularidades y a los objetivos marcados.

Desplegar las acciones necesarias para conseguir la visibilidad en el entorno 2.0 requiere una inversión económica menor que en otras plataformas de promoción para conseguir los mismos resultados. Sin embargo, si se carece de una estrategia, se puede malgastar una gran cantidad de tiempo y recursos y, así y todo, no conseguir resultados.

Las personas pasan ya más tiempo en Internet que en ningún otro medio y una gran parte de ese tiempo lo pasan interactuando en las redes sociales.

Por supuesto, la visibilidad existe aunque tu empresa o marca no esté utilizando estos canales. La mala noticia es que esa visibilidad y, por lo tanto la imagen de tu empresa en el entorno 2.0, está en manos de terceros y puede que un comentario negativo puntual sea lo único que aparezca en una búsqueda, con el consiguiente perjuicio.

Las personas pasan ya más tiempo en Internet que en ningún otro medio y una gran parte de ese tiempo lo pasan interactuando en las redes sociales.

Cada vez hay más empresas que valoran lo que tiene de oportunidad esta tendencia. De hecho, de las 100 empresas más grandes del mundo, 87 tienen presencia en, al menos, una red social.

Por lo tanto, es importante utilizar los recursos 2.0 (página web, blog, redes sociales y otros) en base a una estrategia orientada a conseguir los objetivos marcados, utilizando herramientas adecuadas para optimizar las acciones, analizar las interacciones y medir los resultados. Esta estrategia debe ser diseñada, ejecutada y supervisada con la ayuda de buenos profesionales para rentabilizar las inversiones en tiempo y dinero y conseguir resultados.

“Cazatalentos incompetentes”: Esos grandes creadores de marca personal

En 1919, un joven dibujante fue despedido del diario Kansas City Star porque “le faltaba imaginación y no tenía buenas ideas”. Se llamaba Walter Elias Disney, y cuatro años más tarde fundaría The Walt Disney Company, una de las mayores empresas de comunicación y entretenimiento del mundo.

Pocas combinaciones de nombre y apellido tienen tanta capacidad para sugerir emociones, valores y todo tipo de atributos de marca. Pocas personas han desarrollado una actividad que haya marcado de manera tan fuerte a tantas generaciones como lo ha hecho el artista que dió vida a Mickey, Donald y muchos otros personajes inolvidables. Es muy probable que ninguno de estos personajes hubiese cobrado vida de ser por aquel “cazatalentos incompetente” que despidió a Disney del Kansas City Star.

Quizás Disney hubiese continuado dibujando anuncios para periódicos y, seguramente, hubiese hecho una gran carrera, a la vista de su innegable talento. Posiblemente, cuando el joven Walter llegó a Hollywood con 40 dólares en el bolsillo y una película inacabada en la maleta no fuese consciente de que, en ese momento, estaba a punto de nacer la más grande “fábrica de sueños” de la historia moderna.

Todos los que hemos disfrutado alguna vez con “El aprendiz de brujo” o “El Rey León“, por poner sólo unos ejemplos, tenemos que agradecer que un “cazatalentos incompetente” se cruzase en la vida de Disney y “facilitase” la creación de una de las marcas personales más influyentes del Siglo XX.

Quizás el de Walt Disney sea uno de los casos más llamativos, pero hay otros muchos: Elvis Presley, Michael Jordan, Oprah Winfrey, Jerry Seinfeld o el mismo Steve Jobs son otros buenos ejemplos. Así que, si un día te cruzas con un “cazatalentos incompetente”, acuérdate de la historia del joven dibujante del Kansas City Star.

Un despido puede ser el comienzo de tu marca personal, aunque sería mejor no esperar a ese momento, así que ¿por qué no empezar mañana?.