Entradas

¿Y si las empresas actúan como personas y las personas como empresas? El Mundo al revés

Hoy me he despertado provocador y viendo el Mundo al revés. Verás que la cosa tiene más sentido de lo que parece. 

Si tienes poco tiempo, te invito a ver un video-resumen de un minuto. 

El personal branding es ver el mundo al revés

Esta afirmación “el personal branding es ver el mundo al revés” se basa en una observación simple. De un lado, a las empresas les falta humanizarse para conectar mejor. Y de otro lado, a las personas nos iría bien autogestionarnos como empresas. Esto último lo anticipó Tom Peters dibujando un imaginario Me Inc. (traducible como Yo, S.L.) en su artículo “The Brand Called You” de 1997. 

A las empresas les falta humanizarse

A algunas empresas les iría bien humanizarse. En su artículo Adiós Clientes, Hola Personas: Branding to People (B2P), Ivan Díaz (Branzai) lo dice claro: 

Desde que nacemos somos capaces de reconocer a otros humanos. Estamos programados para interactuar con las personas

Muchas empresas insisten en llamarnos clientes. Desde la sociología nos llaman individuos. Muchas marcas insisten en llamarnos usuarios, consumidores, pacientes…También nos llaman ciudadanos, transeúntes, conductores, deportistas, participantes…

Lo cierto es que nuestra singularidad principal pasa por ser personas, seres humanos, no por el rol que ocupamos para una determinada marca o producto. Suelo decir que el branding, si no es humano, no es branding. Y las empresas (no todas) tienen una asignatura pendiente que podemos ayudar a resolver desde las aplicaciones corporativas del personal branding:

El hecho de que una marca se humanice la convierte en conectora. Y ello requiere que el emisor del mensaje y el receptor sean personas. Requiere que el mensaje aporte valor. Y requiere que haya un relato. Eso, la publicidad tradicional basada en el bombardeo masivo de anuncios ya no lo consigue. 

A las personas nos iría bien autogestionarnos como empresas

Lo dicho, el mundo al revés. Si a la empresa y sus marcas les vendría bien humanizarse, a las personas nos vendría bien aprender a gestionarnos de una forma más organizada y eficaz. 

Déjame romper algunas creencias limitantes:

  • Si analizas la competencia de marcas corporativas, ¿por qué no hacerlo de personas que pueden estar ocupando tu territorio de marca?
  • Si una empresa tiene un propósito, una misión y unos valores (algo profundamente humano) ¿no tiene sentido que también lo tenga una persona?
  • Las organizaciones trabajan en base a modelos de negocio para cada una de sus marcas ¿sabes que existen lienzos de modelo de negocio para personas?
  • Toda marca se mueve alrededor de una propuesta de valor ¿podemos sobrevivir las personas (profesionalmente) sin una propuesta única de valor?
  • Las marcas a menudo abanderan un “claim”, un eslógan ¿y por qué una persona no podría tenerlo?
  • Las marcas y sus productos se dan a conocer a través de planes de comunicación ¿habías oído hablar del plan de comunicación personal?

Te doy la bienvenida al vertiginoso y apasionante mundo del Personal Branding (o si lo prefieres, descubrimiento, desarrollo y proyección de la marca personal). No es exclusivo de famosos, ni de súper-directivos, ni de gurús. Es para ti, seas quien seas, estés donde estés, pienses lo que pienses, hagas lo que hagas. Si sigues teniendo dudas, te invito a leer las respuestas a las 20 preguntas más recurrentes que he recibido durante los últimos 10 años. Si ves el mundo al revés, vas por el buen camino. 

Stock Photos from Nikolas_jkd / Shutterstock

 

Podcast: Estaríamos mejor si las personas pensaran como empresas y las empresas como personas (Entrevista de Julio Muñiz)

Si quieres profundizar en lo tratado en este post, haz clic en la imagen para escuchar el podcast de una entrevista que me hizo hace unos días el experto en marketing digital y emprendimiento afincado en Florida Julio Muñiz en su programa Inconfundiblemente.

podcast guillem recolons

 

Nuestra manera de escribir refuerza (o destruye) nuestra marca personal

Leía hace un tiempo en el blog de Dan Schawbel que todos nuestros correos electrónicos, mensajes y otros escritos se convierten en elementos clave para reforzar nuestra marca personal. Yo añadiría que esos elementos también pueden dañar nuestra marca personal. Nunca sabemos quién los acabará leyendo, así que más vale asegurarse de que vamos por la buena vía.

Escribir refuerza nuestra marca. Claves:

Lo bueno, si breve…

Cuanto más simple y breve, mejor. Más de una vez, tras escribir una frase decimos “Lo que intento decir es…”. Hay que evitar la complejidad, tratar de ser lo más claro posible. La utilización del lenguaje asertivo es esencial en nuestra forma de comunicar. En un mundo en que la economía de la atención marca las pautas, mejor evitar circunloquios.

Anticipemos las preguntas y facilitemos las respuestas

La gente está muy ocupada. No es tan difícil añadir vínculos de documentos, referirse a fechas concretas, facilitar datos. Adjuntar documentos en formatos universales (mejor un .PDF que un .docx). Con eso ahorraremos mucho tiempo a los demás.

Yo agradezco enormemente que cuando me convocan a una reunión, llamada a varios o videoconferencia me expliquen bien los objetivos del encuentro y me faciliten la información previa necesaria.

Ebitemos herrores hortográficos que nos acen parecer tontos

¿Duele a la vista, verdad? No es tan difícil repasar un texto, utilizar un corrector (son gratuitos). Se necesitan pocos segundos para revisar un texto que haya pasado por un corrector.

Hasta el correo electrónico incluye correctores gratuitos (como el de GMail). Es humano errar en un texto largo, pero equivocarse en un titular, en una bio breve de Twitter o Instagram, implica dejadez, que ni siquiera has leído lo que has escrito.

Contemos hasta 100

Reflexionemos antes de responder un correo complejo. Una de las virtudes de un profesional es la capacidad de mantener la calma. Si recibimos un correo electrónico desagradable, hay que pensar un poco. Ante todo, fairplay.

Hay que dejar enfriar los ánimos y no crearse etiquetas negativas. Además, las emociones se pueden malinterpretar. En estos casos, el recurso escrito debería ser la 2ª opción. Siempre es mejor un cara a cara o, si no hay más remedio, una llamada telefónica.

Comuniquemos con frecuencia

Es muy interesante enviar mensajes dando las gracias justo después de conocer a a gente nueva. Hacer preguntas a nuestros colegas de trabajo, jefes…. Facilitar artículos útiles a nuestros colegas, clientes, colaboradores…

En fin, ya veis que se trata de sentido común, puro sentido común. Hace poco encontré una pizarra de restaurante que en un texto de 15 palabras contenía 8 errores ortográficos. Eso nos habla mucho y mal de la marca personal del propietario de este restaurante. Además de los errores ortográficos, el texto no tiene sentido, no se sabe dónde está el primer plato, el segundo o el postre. Es posible que se coma bien, pero seguro que evitaremos una discusión intelectual con el autor del texto. Escribir refuerza nuestra marca personal… o la destruye.

Girl photo by The Everett Collection on Shutterstock.com

Quedan pocos días para el TEDxEixample 2019 ¿Tienes tu entrada?

El próximo 22 de marzo tendrá lugar en Barcelona la primera edición del TEDxEixample 2019. Más información en la web www.tedxeixample.com. Si aún no tienes claro por qué asistir aquí te doy nueve poderosas razones:

speakers TEDxEixample 2019

Por qué la combinación de Employee Advocacy y Social Selling es imbatible para la empresa

En este blog he tratado a menudo el employee advocacy, el impulso de embajadores de marca internos. Hace pocos días llegó a mis manos un magnífico artículo de Scribble, una plataforma de software, que fusiona dos disciplinas como el Employee Advocacy y el Social Selling, y más que referenciarlo, he decidido traducirlo para no perder matices. El título original es Why Using Employee Advocacy & Social Selling Will Help You Attract Buyers. Espero que te sea de utilidad.

Employee Advocacy y Social Selling para atraer clientes

Los clientes actuales tienen expectativas más altas que nunca. Atrás quedaron los días en que los compradores respondían a las llamadas a puerta fría y a los correos electrónicos masivos. Atrás quedaron los días en que era fácil hacer clic en los banners publicitarios. Atrás quedaron los días en que simplemente tener presencia en las redes sociales era suficiente. Sólo los mensajes más inteligentes y personalizados llegarán e influirán a los clientes actuales.

Sobra decir que los clientes potenciales no aceptan un solo mensaje generalista. Quieren un mensaje adaptado específicamente para ellos, y quieren oírlo de alguien en quien puedan confiar. Pero, ¿cómo se pueden crear mensajes personalizados a escala? ¿Cómo puede crear confianza tanto con los clientes potenciales como con los actuales? ¿Cómo hacer que se involucren con su contenido? Ahí es donde employee advocacy puede suponer un gran cambio.

Employee Advocacy y Social Selling ¿en qué se diferencian?

Cada vez más compañías están capacitando a sus empleados para actuar como embajadores de marca internos en medios sociales: para compartir mensajes de marketing, aumentar el engagement e impulsar las ventas. A esta forma de marketing se la ha bautizado como Employee Advocacy Marketing.

El employee advocacy permite que las personas se acerquen a sus propias redes sociales y amplíen el alcance de la comunicación de la empresa. Es un enfoque rentable para aumentar la conciencia de marca, impulsar los clientes potenciales, mejorar el tráfico del sitio web y desarrollar oportunidades de ingresos.

Por otro lado, el Social Selling o venta social se refiere al uso de los redes sociales y blogs (medios sociales) por parte de los vendedores para interactuar con los clientes potenciales. Pueden interactuar con ellos a lo largo del proceso de compra, lo que permite que se fomenten las relaciones y se respondan preguntas. Esto ayuda a acelerar el ciclo de compra al animar a los clientes a que lo conviertan en el proveedor de su elección.

El employee advocacy es más amplio e incluye a todos los empleados que participan (marketing, atención al cliente, recursos humanos, TI, etc.), mientras que el Social Selling consiste en permitir que el equipo comercial venda a través de la venta social. En ambos casos, los empleados se consideran el activo más importante de la empresa y se puede medir el impacto de su actividad en los ingresos.

Gracias a la información y la tecnología, sus compradores están mucho más informados de lo que estaban y se han vuelto más autónomos. Esperan más de las empresas que nunca. Para estar a la altura de este desafío, las empresas deben adoptar la venta social a través del employee advocacy para identificar, comprender, atraer y construir relaciones con los compradores.

Beneficios del Employee Advocacy y Social Selling

Con el Employee Advocacy y Social Selling, los representantes pueden:


1. Atraer a nuevos compradores:

Construir una lista de clientes de calidad puede ser complejo. Pero cuando se hace correctamente, el social selling puede ayudarle a atraer a nuevos compradores potenciales. Al compartir constantemente el contenido y añadir valor, los representantes de ventas se posicionan como recursos de información del sector, y crean confianza al mostrar a los clientes potenciales que entienden su negocio.

2. Comprender mejor a los clientes:

Al aprender a fondo sobre sus clientes y sectores, los vendedores están mejor equipados para posicionar sus productos y servicios en cada cliente y, a su vez, aumentar sus posibilidades de éxito. Los medios de comunicación social son una mina de oro de información, y una fuerte plataforma de Employee Advocacy y Social Selling que hará que sea fácil para los comerciales escuchar a sus compradores online.

3. Seguir a los clientes a lo largo de todo su ciclo de compra:

No se trata sólo de vender. Se trata de guiar a los compradores desde el comienzo de su viaje hasta que se conviertan en clientes y más allá. Se trata de permitir a los vendedores mantener relaciones y añadir valor, independientemente de dónde se encuentren los compradores en el proceso de compra.

4. Llegar a los compradores en sus propios canales:

Sus clientes confían en múltiples tipos de canales de comunicación, como el correo electrónico, las redes sociales y las aplicaciones de mensajería móvil. Una sólida plataforma de Employee Advocacy y Social Selling permite a sus equipos mantener conversaciones con los compradores en los canales clave y en todos los dispositivos.

5. Medir la evolución de las ventas en el ámbito social

Una plataforma de Employee Advocacy y Social Selling le permite determinar fácilmente la eficacia de los esfuerzos de su equipo en materia social. De esta manera, puede mejorar su proceso de ventas, ahorrando tiempo a sus comerciales y aumentando la eficacia de sus conversaciones con los compradores.

El objetivo debe ser construir relaciones utilizando las redes sociales para vender más. Por lo general, los vendedores y vendedores sociales suministran y discuten el contenido, lo que genera oportunidades y prospectos, genera ingresos y aumenta el valor de la vida del cliente.

¿Realmente funciona?

Entonces, ¿el Employee Advocacy y Social Selling realmente le ayudan a ganar más que los métodos tradicionales? La respuesta es clara: Sí. Los vendedores que utilizan las redes sociales superan a sus pares. El 78% de los vendedores sociales venden más que sus pares que no utilizan los medios sociales.

¿Por qué es eso? Los compradores utilizan redes sociales como LinkedIn y Twitter para buscar soluciones. Bambu ha descubierto que el 84% de los ejecutivos utilizan los medios sociales para apoyar las decisiones de compra. Los vendedores sociales pueden convertirse en expertos de primera línea y ganar influencia sobre las decisiones de compra mediante la publicación de contenido relevante y el engagement con los compradores en las redes sociales.

Entonces, ¿el Employee Advocacy y Social Selling son para usted?

Si está considerando este enfoque para ayudarle a crear un compromiso auténtico con la sociedad y a impulsar las ventas, eche un vistazo a esta tabla y determine dónde aterriza:

Employee advocacy

Fists photo by Nito on Shutterstock.com

Eventos

TEDxEixample 2019, ya están las entradas a la venta. En este enlace de Enterticket podrás adquirlas. Te recuerdo que el evento es el viernes 22 de marzo de 16 a 22h en la Antiga Fàbrica Damm de Barcelona. Aquí tienes a los speakers:

Anna Gener

Presidenta y CEO en Savills Aguirre Newman y patrona de la Fundación Museu Picasso

Daria Shornikova

Directora de proyectos en Imagine

Jordi Hereu

Alcalde de Barcelona durante el período 2006-2011 y socio consultor en planificación y gestión de proyectos urbanos

Mar Santamaría

Arquitecta y urbanista

Paula Fernández-Ochoa

Experta en marketing jurídico & marca personal en entornos de alto rendimiento.

Toni Segarra

Un señor que hace anuncios

Víctor Amela

Periodista y escritor

Personal Branding no es hablar de ti, es sumar valor a tus clientes

Conozco (bastante bien) a un tipo que se presenta así en Twitter, Instagram…

Versión S. XXI de limpiabotas, me gusta trabajar para que los demás brillen

Nosotros no somos la clave. La clave está sumar valor a los demás

Aunque la expresión “Personal Branding” y también “Marca Personal” puedan indicar lo contrario, esto no va de nosotros… ¿contradictorio? No. Una persona vale en base a lo que aporta a otros, a sumar valor a los demás, ya sean clientes, colaboradores, amigos, etc.

Si estamos dispuestos a invertir una buena suma de dinero por una obra de arte, es porque para nosotros tiene valor. Es una relación íntima, ya que puede que para otras personas no lo tenga en absoluto.

Personal Branding es sumar valor, no es auto-venta

Me gustó un artículo de mi colega Marco Tomasone titulado 10 síntomas de ego branding, publicado en el blog de Integra Personal Branding. En el post, Marco define a la perfección los síntomas del “ego brander”. Si los tuviera que resumir en uno, diría que este perfil (que abunda en la red y fuera de ella) se dedica a la auto-venta.

¿Reconoces algún perfil de esos que tienen miles de seguidores y ellos no siguen a nadie? Son ego branders. Solo se preocupan de ellos, el resto del mundo les importa un carajo.

Cualquier estrategia de personal branding debe encaminarse a resolver problemas o detectar oportunidades a nuestros grupos de interés (stakeholders). Ya sean clientes, proveedores, superiores jerárquicos, colegas, accionistas…

Dan Pink lo dejó claro en un cómic

El escritor Daniel Pink, autor, entre otros, del best seller Una nueva mente, publicó el cómic Las aventuras de Johnny Bunko. Uno de los capítulos del cómic (muy recomendable, por cierto) se titula It’s not about you (no se trata de ti). Pink trata la necesidad de proyectar nuestra marca personal hacia el valor que podamos añadir a los otros.

No se trata de un espíritu de servicio, esto va de hacer que nuestro entorno crezca, mejore, brille.

Si ayudas a brillar a los demás, el reflejo te hará brillar a ti

Cierto, la palabra “Personal” despista

No culpo a quienes puedan pensar que personal branding, entendido como la gestión de nuestra marca personal, va de nosotros. Cada semana leo artículos contra la marca personal de autores que no se han  molestado en leer un libro. La realidad es que la palabra marca y su proceso, el branding, implicar siempre sumar valor. Suelo repetir que sin valor no hay marca.

Si llegas a este blog por primera vez y no sabías que marca personal no es personal, perdona por la confusión. Quédate con una idea: marca personal es lo que proyectamos en los demás, y personal branding es analizar la forma de sumar valor a los demás.

#EKGranada18Espacio Knowmads está para sumar valor, sin duda

Esta semana ha tenido lugar la 2ª edición de Espacio Knowmads, en Cádiz, el #EKCadiz18. Tras el éxito de la primera edición en Huelva en mayo 2018, el creador e impulsor de la iniciativa, David Barreda, y el principal patrocinador, la Fundación Cajasol, están replicando el evento en otras ciudades.

La fotografía de portada es una panorámica de la bahía de Cádiz en todo su esplendor. Ahora el evento se traslada a Granada, donde David nos vuelve a reunir.  Además de Eva Collado, Andrés Pérez Ortega, Elena Arnaiz, el propio David y quien escribe, esta vez contaremos con dos invitadas muy especiales como Sonia Rodríguez Muriel y Azahara G. Peralta. Y también con el co-patrocinio de la Fundación Caja Granada. El #EKGranada se celebrará el 20 de noviembre.

Agenda noviembre

  • 5, 6 y 7, Sao Paulo, brasil. Workshop BRAVE, que imparto con Ilana Berenholc y Reinaldo Campos. Inscripciones aquí.
  • 9, 10 y 11, Puebla, México. Personal Branding Experience #PBEX. Inscripciones aquí
  • 20. Granada. Espacio Knowmads. Inscripciones (gratuitas)  aquí.
  • 23. Foro Empresarial de la Región de Murcia. Jornadas directivas. Conferencia sobre Personal Branding y Valores. Información e inscripciones en este enlace.
  • 28. Algo interesante pasará en Zaragoza. No puedo decir más. Stay tuned.
  • 29, 30. Workshop Marca Personal y Gestión de Relaciones. Ferrovial, en Euroforum II San Lorenzo del Escorial. Se puede seguir en el hashtag #MarcaPersonalSumma

Propuesta de Valor: ¿sabes cuál es la tuya?

Hace unos días, mi colega personal brander y apreciada amiga Ilana Berenholc me entrevistó sobre la propuesta de valor para el blog de la filial brasileña de AICI (Association of Image Consultants International). Aquí se puede leer el post de título Proposta de Valor: Você sabe qual é a sua? .

Me ha parecido interesante traducirla (con ayuda de Google) al castellano por si el portugués te cuesta. Ahí va eso: 

Propuesta de Valor: ¿sabes cuál es la tuya?

En Brasil, los Consultores de Imagen se quejan de que el mercado está saturado y, cuando observamos detenidamente, la sensación es que todos hacen lo mismo. ¿Cómo solucionar este problema?

Este es un problema grave porque, si la percepción es que todos hacen lo mismo, sencillamente se convierten en commodities. El precio baja cada vez más y al cliente no le importa elegir uno u otro profesional, porque no ven ninguna diferencia entre los profesionales.

En personal branding, trabajamos no solo en cómo lograr la relevancia y la diferencia, sino sobre todo en cómo identificar la propuesta de valor: ¿por que elegir un consultor y no otro? ¿cuál es el valor que va a sumar uno u otro en función de su experiencia, de sus habilidades, de sus valores, de su forma de hacer las cosas?

A los Consultores de Imagen, lo que yo diría es que trabajen su propia marca, encuentren su diferencial, separen su oferta del resto. Separar significa sumar más valor que los demás. Sin embargo, es más fácil decirlo que hacerlo.

¿Cómo definirías la propuesta de valor?

Soy publicista. Para mí, una marca es una propuesta única de valor. Por lo tanto, una marca personal es una propuesta única de valor personal. Es tan importante lo que hacemos como el cómo lo hacemos.

La propuesta de valor responde a una cuestión: ¿Qué problema resuelvo? y también, en otro enfoque ¿qué oportunidad detecto?.

Si digo que soy un Consultor de imagen, estoy utilizando una definición de mi actividad profesional. Pero eso no es una propuesta de valor. Una propuesta de valor sería decir “consigo que mis clientes destaquen y mejoren su perfil de carrera gracias a mi trabajo”. Esto es una propuesta de valor.

La propuesta de valor se centra en tu cliente, no en ti. Hablar de consultor de imagen, consultor de carrera o personal brander no resuelve ningún problema para el cliente. La manera de resolver problemas es explicando exactamente a tu cliente cómo llegará del punto A al punto B.

Para trabajar la propuesta de valor, recomiendo responder estas cuatro preguntas:

  • ¿Cuál es el problema que resolvemos? (pain)
  • ¿Cuál es la oportunidad que detectamos? (gain)
  • ¿Cuál es la necesidad que satisfacemos?
  • ¿Cuáles son los beneficios que traemos?

Estas son cuatro formas distintas de encontrar nuestra propuesta de valor.

Un ejemplo: Si te defines como “senior manager”, no puedo saber qué problema resuelves. “Senior manager” sólo explica la categoría profesional dentro de la empresa. Sin embargo, si lo enfocas como “promuevo el desarrollo de certificaciones profesionales para distintos colectivos”, aquí entiendo a la perfección el problema que resuelves. En el primer caso, sólo dices cuál es tu posición dentro de la empresa, y en el segundo, das una respuesta a las necesidades de su cliente.

Otro ejemplo es Sarah Harmon, Head of Spain & Portugal Linkedin Talent Solutions, que en su perfil, en lugar de escribir su título profesional como su cargo, escribía Chief Motivator @ LinkedIn Iberia, transforming the way companies hire, sell and grow. (Motivadora jefe en LinkedIn de Iberia, transformo la forma en que las empresas contratan, venden y crecen). De esta forma, explica el problema que resuelve para las empresas.

¡Ojo! No podemos crear una propuesta de valor que no esté fundamentada en una realidad

Nuestra propuesta de valor está formada por una serie de atributos. Si analizamos una marca muy conocida, por ejemplo IKEA, los atributos que más reconocemos son precio y diseño, atributos que nadie había unido antes. Nuestra propuesta de valor está formada por atributos racionales y emocionales, aquellos más derivados de nuestros valores. Y es mucho más difícil imitar un atributo emocional.

Un ejemplo es una cliente con quien trabajé: Es manager de auditoría. Todos los clientes quieren trabajar con ella porque siempre está alegre, con una sonrisa lista. Ella rompió la idea establecida de que los auditores son personas muy serias, grises, aburridas. Su propuesta de valor es “Manager de auditoría, especializada en Inmobiliaria e Infraestructuras. Auditando con una sonrisa.”

Mi consejo para todos los profesionales que parecen clonados a otros es que trabajen a fondo su propuesta de valor. Reconozco que esto no es fácil en cualquier proceso de marca personal, pero es la clave para diferenciarnos. Recomiendo que se haga con la ayuda de un especialista, un personal brander o alguien que pueda entender la identidad del profesional: ¿Cómo soy exactamente? ¿Cómo me ven los demás? ¿Cuáles son mis atributos ocultos que no conozco?

Como resumen, la propuesta de valor es algo que responde a tres preguntas: qué problemas resolvemos, qué oportunidades detectamos, qué necesidades cubrimos. Para ello, necesitamos entender nuestros principales atributos, y para ello necesitamos la ayuda de alguien que entienda cómo realmente somos. Es importante que entendamos que estamos formados de elementos racionales y emocionales, que son elementos de conexión.

Sobre los valores, afirmas que transmitir es mejor que explicar. Explícamelo.

La persona que es consciente de sus valores los puede utilizar en su comunicación. Pero hay matices.  Si te digo que soy una persona solidaria, que me gusta ayudar a los demás o que soy altruista es una cosa.  Si me ves en el Instagram ayudando a una ONG, estoy transmitiendo esos valores de una manera mucho más potente que explicándola.

Hay varias formas de expresar nuestros valores; podemos expresar con palabras, vídeos, imágenes y otras cosas. Si una persona publica en Instagram Stories un vídeo cantando con su hija, eso transmite vitalidad, alegría, transmite una cantidad de informaciones que otro formato no permitiría.

Tenemos que entender el juego que conseguimos con las redes sociales, sabiendo que cada una tiene su código. LinkedIn no es lo mismo que el Instagram. Esta última nos permite mostrar mejor no sólo quienes somos, sino cómo somos. Debemos utilizar más los hechos y menos las palabras. Tenemos que utilizar todos los medios no sólo para explicar cuál es nuestra oferta profesional, sino también explicar quiénes somos, cómo somos, y cómo podemos ayudar.

¿Existe el riesgo de que los profesionales presenten propuestas de valor similares?

Claro que lo hay. Lo que pasa es que conocemos muy bien a nuestros competidores, pero nuestros clientes no. Y, muchas veces, quien gana es quien tiene el mejor SEO, aquel que consiguió posicionar su sitio web mejor que los demás. Y eso es algo contra lo que tenemos que luchar. Muchas veces, el primero que aparece en Internet no es el mejor.

Lo importante es que para ello tengamos testimonios que avalen que somos buenos y que muestren que trabajamos de una manera que ningún otro trabaja. Necesitamos aprovechar el impulso que el buen feedback de nuestros clientes puede darnos para luchar contra estos expertos en SEO.

La diferencia puede llegar con testimonios de nuestro trabajo. Esta es la mejor forma de luchar contra nuestros competidores que no tienen el mismo nivel que nosotros.

Entiendo que Brasil es un país con mucha competencia – no hay lugar en el mundo con tantos profesionales que estén trabajando en la misma área. Para ello, trabajar la propuesta de valor es fundamental.

La propuesta de valor es sólo para aquellos que ya tienen experiencia o alguien que está empezando ahora también puede identificar la suya?

Unos y otros pueden identificar y competir en igualdad de condiciones. Alguien que comienza NO puede utilizar su experiencia anterior, pero sí puede basar su propuesta de valor en sus competencias.

Una persona joven tiene pocos vicios y tiene la ventaja de poder adaptarse a las necesidades del cliente por estar menos contaminada. Desprende más energía. Y en común con los expertos, tiene el apoyo de sus valores, que pueden ser su forma de conectarse con sus clientes. Las personas jóvenes trabajan con más facilidad en el entorno digital y también pueden utilizar esta competencia como diferencial. También tienen una formación más moderna y actualizada, y más creatividad, es un arma brutal.

Quizás les sea más difícil a los jóvenes trabajar con un presidente de una empresa de 50 años, pero pueden comenzar a trabajar con otros perfiles de clientes. Hay una frase inglesa que me gusta mucho que traducida sería “Recoge primero las manzanas del árbol que estén al alcance de tu mano.”

¿Algo más para acabar?

Tenemos que utilizar una estrategia crossmedia, utilizando muchos medios. Tenemos que recuperar la idea de que los medios off-line tienen una ventaja única. Si apareces en una entrevista para un programa de televisión, a las pocas horas estarás en el portal digital del canal de televisión. Te beneficiarás de los dos entornos – OFF y ON – en una sola entrevista. Lo mismo sucede para una revista, una entrevista en la radio (con su podcast)… Si puedo dar un consejo es que, a pesar de que hoy hay una gran oferta digital, debemos recordar que la mayoría de los medios offline tienen un espejo online, por lo que vale la pena no olvidar que existe un mundo con gran audiencia, que también tiene repercusión digital.

 

Photo by Cody Davis on Unsplash

Personal Branding FAQ 20 Preguntas frecuentes (3)

Continuamos con las preguntas frecuentes tras la primera y la segunda entrega de hace unos días. Por el momento, he tratado las siguientes cuestiones y sus respuestas:

Preguntas frecuentes (1)

  • Personal Branding FAQ 1. ¿Esto lleva mucho tiempo?
  • Personal Branding FAQ 2. ¿Esto es para cuando me quede sin trabajo?
  • Personal Branding FAQ 3. ¿Se trata de publicitar mis productos y servicios?
  • Personal Branding FAQ 4. Una marca personal ¿se tiene, se crea, se construye?
  • Personal Branding FAQ 5. ¿Por qué debería yo gestionar mi marca personal?

Preguntas frecuentes (2)

  • Personal Branding FAQ 6. Siendo empleado, ¿tiene sentido para mí la marca personal?
  • Personal Branding FAQ 7. Siendo directivo ¿qué necesidad tengo de gestionar mi marca personal?
  • Personal Branding FAQ 8. ¿Cuánto tardaré en ver resultados en un proceso de personal branding?
  • Personal Branding FAQ 9. ¿El personal branding es marketing personal?
  • Personal Branding FAQ 10. ¿Marca personal es lo mismo que personal branding?

Llega el momento de plantear cinco nuevas cuestiones

Preguntas frecuentes (3)

Personal Branding FAQ 11. ¿Cómo puedo conocer cuál es mi marca personal?

No debería preocuparnos en exceso lo que piensan los demás de nosotros. Pero sí sería bueno saber qué saben de nosotros que no sepamos. Eso se consigue preguntando, pidiendo feedback.

Pedir feedback es todo un arte. Para entrar de lleno en el tema, te recomiendo el libro Smart Feedback de las hermanas Jane y Rosa Rodríguez del Tronco junto a Noemí Vico (Lid 2017). Pero como formatos que puedes tener al alcance de tu mano te detallo algunos:

  • DISC, un test magnífico de autoimagen que mide lo referente a la Decisión, Interacción, Serenidad y Cumplimiento. Se lo debes pedir a un coach para que pueda compartir la interpretación de los resultados.
  • Evaluación 360º Un test muy habitual en empresas, que entre otras cosas mide tus competencias conductuales.
  • Test de Inteligencia Emocional, que te da un percentil que mide tu capacidad de moverte mejor en entornos frontoffice (alto percentil) o backoffice.
  • Test de arquetipo de marca. Te da información sobre tu arquetipo, los pilares que lo forman y los adjetivos que mejor te definen.
  • Valoración pública. La app Guudjob permite que pidas feedback a cualquier persona de tu red de contactos.
  • Test 90º. Es de cosecha propia. Pregunta a tu círculo cercano (20 personas) ¿en qué crees que soy competente? ¿en qué crees que puedo mejorar? Hazlo a través de un Google Form, los resultados son de gran valor.

Personal Branding FAQ 12. ¿Empieza mi marca personal en las redes sociales?

No. Me podría alargar mucho, pero igual que no empezamos a construir una casa por el tejado, no empezaremos a gestionar nuestra marca desde las redes sociales.

Antes debemos conocer cuál es nuestra marca (la cuestión anterior), que serían los cimientos de la casa o el autoconocimiento. Tras esa fase deberemos trabajar nuestra estrategia personal (la estructura de la casa), que incluye objetivo, propósito, propuesta de valor, modelo de negocio, posicionamiento… Y en la fase final, trabajaremos el plan de comunicación (el recubrimiento y tejado de la casa) que contemplará un trabajo a fondo de mensaje, público objetivo y por, supuesto, canales OFF y ONline (entre los que están las redes sociales).

Personal Branding FAQ 13. ¿Qué relación tiene la gestión de marca personal con la gestión de carrera?

La única persona responsable de la gestión de tu carrera profesional eres tú. No es la empresa para la que trabajas, como pudo ser hace algunos años. Una cosa es que las empresas faciliten formación, y otra distinta es que sean responsables y guardianes de tus destinos.

La gestión de marca personal, conocida como personal branding, es una competencia necesaria para apuntalar y gestionar la carrera profesional. Concretamente, trabajar a fondo el modelo de negocio permite saber en qué áreas estamos bien y cuáles necesitamos reforzar.

Personal Branding FAQ 14. ¿Hasta qué punto debería exponer mi vida privada?

Es una pregunta de respuesta múltiple. Me explico. Nunca obligaré a nadie a explicar en público lo que hace en privado si no quiere. Pero le contaré las ventajas que puede tener, para que las coteje con los inconvenientes que ya conoce.

Este asunto tiene relación con los valores y el networking. Valores porque quienes no nos conoce no puede conocer nuestros valores si solo mostramos nuestro lado competencial profesional. Networking porque si no tengo intención ninguna de contactar con nuevos grupos de interés (stakeholders), no debo exponer nada.

Como ventajas, sabemos que nuestras actividades personales transmiten valores. Un corredor/a de fondo es alguien disciplinado, con afán de autosuperación, cultura del esfuerzo, amante del reto. Un voluntario/a que ayuda a pobres o ancianos sin recursos es alguien solidario, preocupado por la sostenibilidad, altruista, humilde, ideal para el trabajo en equipo. Un/a guitarrista a ratos libres es alguien sensible por el arte, la música, posiblemente buen componente de equipo. Un jugador/a de ajedrez denota paciencia, seguimiento de las reglas, facilidad de cálculo de alternativas, autoestima, afán de logro, control de impulsos…

Tú decides lo que expones, a quién y en qué medios.

Personal Branding FAQ 15. ¿El personal branding es para todo el mundo?

No, claro que no. Solo es para quien esté dispuesto a trabajar duro por auto-conocerse, por definir un camino, por darse a conocer de forma adecuada y con una propuesta de valor contundente, por trabajar para el reconocimiento ajeno gracias a la resolución de problemas. Por dejar una huella en los demás. Solo es para quien esté dispuesto a invertir en sí mismo y aportar valor a los demás.

 

Confío en haber aclarado dudas y conceptos con esta tercera parte de Preguntas frecuentes (3). Te espero la próxima semanas con las 5 preguntas restantes. Feliz semana!

FAQ Vector by shutterstock.com

 

Personal Branding FAQ 20 Preguntas frecuentes (2)

Continuamos con las preguntas frecuentes tras la primera entrega de hace unos días. Entonces traté de dar respuesta al factor tiempo de gestión, a la falsa idea de que esto es para desempleados, al concepto de catálogo de servicios, a la idea de “fabricar” una marca y a las razones de gestionar la marca personal.

Preguntas frecuentes (2)

Personal Branding FAQ 6. Siendo empleado, ¿tiene sentido para mí la marca personal?

Imagino que ya sabes que el empleo para toda la vida ha caducado. Hasta en Japón. Pero más allá del “apego” a un puesto de trabajo, el personal branding para profesionales por cuenta ajena de una organización es útil por muchas otras razones:

  1. Ser percibido como un especialista único y valioso.
  2. Romper el techo de cristal, una expresión que inicialmente se refería a la dificultad de las mujeres para acceder a puestos de alta dirección, pero que hoy se podría ampliar a personas de cualquier sexo estancadas o frenadas por el muro de un superior jerárquico infranqueable.
  3. Planificar la carrera profesional, una responsabilidad que antaño era de las empresas y que ahora es responsabilidad única de cada profesional.
  4. Alinear la EVP (employee value proposition o propuesta de valor del empleado) con la propuesta de valor corporativa.
  5. Actuar como un embajador de la marca, trasladando valor al mercado (clientes), atrayendo a nuevo talento (employer branding) y mejorando la eficacia de la comunicación (employee engagement).

Personal Branding FAQ 7. Siendo directivo ¿qué necesidad tengo de gestionar mi marca personal?

Podrías pensar que ya has llegado a tu destino profesional. Pero ahora queda el trabajo más complejo: mantenerte ahí. Leo en El País que Otto Walter (consultora) realizó un estudio sobre “Los jefes tóxicos”, con miles de empleados de todos los sectores y categorías profesionales acerca de cuáles habían sido los comportamientos más irritantes que habían sufrido de sus superiores. Concluye “el 49% de los encuestados denunció las “faltas de respeto” como la principal lacra procedente de los mandos. “Prepotencia”, escogida por un 37%, “incompetencia directiva” (29%), “falta de apoyo al equipo” (28%) o “ausencia de trato humano” (25%) completan este cuadro de los horrores”. Un reto.

Tu responsabilidad en el liderazgo de equipos pide a gritos un plan de gestión ya no solo de tu propia marca, sino de la de los profesionales a tu cargo. Doble trabajo.

Al proceso de gestión de marca personal de un directivo lo conocemos como Executive Branding, y la diferencia básica con un proceso de Personal Branding es esa doble responsabilidad y una simbiosis camaleónica con los valores de la organizaciòn, su visión y su misión.

Personal Branding FAQ 8. ¿Cuánto tardaré en ver resultados en un proceso de personal branding?

Pregunta del millón de dólares, cuya importancia me recordó la personal brander Alicia Ro, reciente ganadora el premio al mejor blog de marca personal 2017 (felicidades de corazón, querida Alicia).

Creo que ya sospechas cuál es la respuesta: los resultados llegarán antes o después en base a la inversión realizada. He tenido clientes que han asumido el personal branding como una nueva competencia soft en su agenda y otros que han pensado que seis sesiones de consultoría les traerían resultados en pocas semanas.

¿Qué es invertir? ¿se refiere a dinero? Invertir se refiere a dedicar tiempo en adquirir una nueva competencia, es como adquirir un hábito. Pero quien te diga que son 21 días te engaña, no es cierto (a no ser que sean 21 días sin dormir y con dedicación total). También se refiere al dinero, para qué engañar a nadie. Si contratas a un buen consultor o mentor en personal branding que te ayude, acortarás el proceso y acelerarás el resultado. Si además cuentas con un presupuesto para diseño gráfico, programación web, gestión y curación de contenidos, gestión de redes, seguimiento de KPI’s, pues vas a acelerar, sin duda.

Por experiencia en esto (llevo desde 2007), los tiempos en ver resultados oscilan entre los 6 meses para los muy motivados y los 2-3 años para quienes llevan un ritmo más relajado. Si lo comparamos con lo que tardó Roma en construirse, hablamos de plazos razonables.

Personal Branding FAQ 9. ¿El personal branding es marketing personal?

Es marketing personal, pero también es mucho más que eso. El branding es un paraguas de marca muy amplio, entre cuyas herramientas está el marketing. Toda la parte de identidad quedaría en un campo entre la psicología (idealmente) o el coaching, alejado del marketing.

En mis charlas suelo plantear el siguiente símil: Marketing personal es lo que YO digo sobre mí. Branding personal es lo que los DEMÁS dicen sobre mí. Aunque creas que hay poca diferencia, hay un abismo entre una y la otra. Nuestra meta, el gran objetivo del personal branding es el reconocimiento de los demás y su posterior elección de nuestra persona. En pocas palabras, que sean los demás quienes nos “vendan”.

Personal Branding FAQ 10. ¿marca personal es lo mismo que personal branding?

Si traduzco la pregunta al inglés, sería “Is personal brand the same as personal branding?”. Obvio. No. El gerundio branding indica acción. El personal branding es el proceso de gestión de nuestra propia marca, cuyos pasos principales son el autoconocimiento, la estrategia y la visibilidad. La marca personal (personal brand) será el resultado de ese proceso, en forma de la huella emocional que dejamos en los demás.

Confío en haber aclarado dudas y conceptos con esta segunda parte de Preguntas frecuentes (2). Te espero las próximas semanas con las 10 preguntas restantes. Feliz semana!

FAQ Vector by shutterstock.com

Personal Branding FAQ 20 Preguntas frecuentes (1)

A pesar de sus 20 años de existencia consciente, el Personal Branding, entendido como la gestión de nuestra marca personal, sigue siendo un desconocido para muchas personas y organizaciones.

En las formaciones que imparto se dan una serie de preguntas frecuentes y recurrentes que a menudo parten o bien de creencias arraigadas o simplemente de mera curiosidad. Me ha parecido buena idea compilarlas en varios posts incluyendo las respuestas (siempre desde mi modesta opinión y en base a mi experiencia). 

Preguntas frecuentes (1)

Personal Branding FAQ 1. ¿Esto lleva mucho tiempo? (que no tengo)

El tiempo es el gran temor del ser humano. Pocas personas están dispuestas a aceptar que hay que quitar para poder poner. Quitar lo que no nos aporta para adoptar lo que puede ayudarnos es un ejercicio raro, y a la vez saludable.

La gestión consciente e integral de la marca personal comporta un primer año de cierta dedicación. Es el tiempo de conocernos, saber dónde estamos , entender dónde podemos llegar (estrategia personal) y poner las cosas en solfa para hacerlo saber al mundo (visibilidad).

Como toda nueva disciplina, hasta que no nos familiarizamos con la mecánica pasa un tiempo. Si uno se dedica a fondo puede sentar las bases en tres meses. Si la dedicación es menor, hablaríamos de un año. ¿Y después? Esa es la mejor parte, el mantenimiento es cosa de pocas hora la semana, tres quizás.

Personal Branding FAQ 2. ¿Esto es para cuando me quede sin trabajo?

Supongo que el dicho “todo el mundo se acuerda de Santa Bárbara cuando truena” te es familiar. El personal branding es una competencia estratégica, no táctica. Si has trabajado bien tu marca, es posible que nunca truene para ti, y si lo hace, tendrás vías de salida.

Responde a una pregunta sencilla: ¿Qué es más fácil, buscar trabajo mientras trabajas o cuando ya no tienes el trabajo? No hay más preguntas, Señoría.

Personal Branding FAQ 3. Ya, entonces ¿se trata de publicitar mis productos y servicios?

No exactamente. No se trata de ti. Se trata de generar VALOR hacia tu cliente o stakeholder. Si tú tienes lo que ellos necesitan para resolver un problema o detectar una oportunidad, vamos bien.

Por supuesto que llegará un momento en que, tras captar la atención de tus clientes, deberás explicar de qué manera aportas VALOR, y eso sí puede tratarse con un catálogo de servicios o productos.

Se trata de compartir insights i contenidos que tengan la capacidad de cambiar la percepción de tus clientes sobre algo, siempre a través de una propuesta de valor potente, relevante y diferenciada (ahí es nada).

Personal Branding FAQ 4. Una marca personal ¿se tiene, se crea, se construye?

Los anglosajones utilizan a menudo el término build your personal brand (construye tu marca personal). Mi opinión personal es que no somos marcas (perdona que te contradiga, Tom Peters), ni creamos, construimos o fabricamos nuestra marca personal. La marca personal, es como los valores, no vienen de serie pero se enrraizan desde la más tierna infancia.

Una marca se deja. Dejamos marca. Todo deja marca, lo que hacemos y lo que no hacemos, lo que decimos y lo que callamos. La clave, y una de las partes importantes del personal branding, es conocer cuál es esa marca que dejamos en los demás. Es un principio de autoconocimiento que nos permitirá después conocer si esa huella que dejamos está alineada o no con nuestros objetivos.

Resumiendo esta cuestión, dejamos marca y somos capaces de gestionar, potenciar, impulsar marca personal, siempre tras un proceso que incluya una fase de autoconocimiento y otra de estrategia (dónde estoy + dónde quiero ir).

Personal Branding FAQ 5. ¿Por qué debería yo gestionar mi marca personal?

Existen numerosos motivos. No hace mucho publiqué en este mismo blog un post titulado “23 razones para ponerte en valor”. Pero siendo algo más sintético, destaco los seis principales motivos para gestionar tu marca:

  1. Control. Si no la controlas tú, dejarás que sean los demás quienes lo hagan. Tomar las riendas es siempre aconsejable, y más en entornos digitales, donde es relativamente fácil la manipulación.
  2. Valor. Marca es Valor, Valor es Marca. Nuestra propuesta de Valor actúa como un imán que puede atraer a stakeholders (grupos de interés) que tengan problemas por resolver u oportunidades por detectar, y que éstas estén a nuestro alcance.
  3. Valores. La propuesta de Valor por sí sola puede no ser suficiente. Diferenciarse con relevancia debería complementarse con la ayuda de nuestros SuperPoderes, nuestros Valores, los que nos hacen más cercanos al proyecto que se dirima.
  4. Portavoces. Todos somos embajadores de una o varias marcas. Si trabajas por cuenta ajena, representas la marca o marcas de una organización. Si trabajas por cuenta propia, te representas a ti o la enseña que hayas creado. Es una responsabilidad que requiere aprendizaje y ciertos protocolos.
  5. Encontrar trabajo, mejorar nuestra posición en un trabajo existente o emprender. Para cualquiera de estas tres facetas, la gestión de marca personal es una aliada imprescindible.
  6. Ser la opción elegida, preferente. Es una consecuencia de un proceso de marca bien gestionado y, sin duda, uno de los objetivos del personal branding.

Espero haber aclarado dudas y conceptos con este arranque de Preguntas frecuentes (1). Te espero las próximas semanas con las 15 preguntas restantes. Feliz semana!

 

FAQ Vector by shutterstock.com

¿Qué clase de riesgos inasumibles puede correr una organización que dedica esfuerzos a que sus empleados aboquen con plenitud su singularidad?

Confieso que el título se lo he robado a un post soberbio de Miquel Àngel Escobar titulado Empresa y Personal Branding.

La singularidad genera marcas fuertes (a veces demasiado)

Me preguntaban hace pocos días unos colegas si la singularidad de las personas es relevante y arriesgada en las organizaciones y la marca que éstas proyectan. Pensemos, por ejemplo, en la Casa Blanca, ¿es la misma con Trump que la que fue con Obama? De acuerdo, pensarás que es un ejemplo facilón, entonces ¿No afecta a la marca del equipo de fútbol su entrenador? ¿y si es Jose Mourinho? Piénsalo.

El choque entre singularidad y valores

Hay ocasiones en que los directivos de una organización han dado luz verde a la contratación de alguien tan importante como un portavoz con criterios equívocos. No se trata de “fichar” al más popular, especial, divertido, controvertido, notorio… se trata de encontrar al que comparte los valores y la visión de la marca. Tanto como para hacer de la visión corporativa la suya propia. La singularidad es bienvenida, pero en un marco de comunión de valores.

Las personas forman parte de la marca, y la marca de las personas

El branding es cada vez más complejo, más rico. No tiene nada que ver con un logotipo, es todo lo que conforma una marca, pero siempre en relación con su purpose y con la huella que deja dentro y fuera de las organizaciones. Me gusta la geometría de marca que proponen los expertos de Summa:

geometría de marca

Fuente: Summa:

En el núcleo de la marca se halla el propósito o purpose de la marca, sin cual ésta va a la deriva. De ahí emerge la identidad, cuyos pilares son los valores. De ahí, de la identidad, se definen muchos de los patrones de comportamiento de la marca, sus campos de significado y, por supuesto, su forma gráfica, colores, sabores, texturas, olores. También aquí encaja la historia de la marca y su modelo de negocio. La experiencia de marca puede ser un resultado, pero también puede formar parte del proceso de reflexión estratégica, trasladada al campo del customer journey y user experience.

Una vez definido el núcleo de la marca, Summa: define cinco elementos que le dan vida y sentido: Personas y procesos, entornos físicos, entornos virtuales, productos y la comunicación.

¿Qué ha pasado en los últimos años con este equilibrio de elementos?

Lo que pasado son varias cosas:

  1. Hemos pasado de una cultura de producto a una cultura de marca. De acuerdo, no es algo universal, sabemos que sin productos no hay marca, y que sin marca puede haber producto (graneles, por ejemplo).
  2. Los formatos de comunicación se han multiplicado de forma proporcional a su bajada de impacto. Si en los años 80 la confianza en la publicidad, relaciones públicas… era del 90%, hoy, según Nielsen, es del 33%.
  3. Como proceso inverso a la bajada de confianza en las marcas, la confianza en empleados y expertos técnicos es, según Edelman, la máxima. Eso implica que el apartado “personas y procesos” de las organizaciones gana en peso y se convierte en transversal, apoyando la comunicación de manera muy eficiente.
  4. Los entornos virtuales han acentuado, si cabe, la influencia de las personas en el branding corporativo. Las personas generan e interactúan con comunidades virtuales más poderosas y de confianza que las de las propias marcas. No solo eso, todos los profesionales de la organización han ocupado la portavocía de las marcas al actuar -consciente o inconscientemente- como embajadoras de marca. En pocas palabras, los entornos virtuales han empoderado primero los profesionales y por ende a las organizaciones que representan.
  5. Los entornos físicos se han transformado. Ahora es habitual encontrar oficinas donde no hay lugares fijos para los profesionales, sino que son “plug & play”. En muchos caso, el tele trabajo se ha impuesto o introducido con fuerza, mejorando el rendimiento de las empresas y mejorando el modelo de negocio. La transformación digital nos ha traído herramientas de bajo coste para comunicarnos con cualquier parte del mundo a tiempo real.
  6. Y los productos y servicios son capaces de mutar a una velocidad antes nunca vista. El ciclo de vida es más corto, pero rápidamente sustituido por propuestas alternativas que encuentran encaje en el mercado.
  7. Finalmente, la capacidad de medir lo que hacemos se ha universalizado, y eso hace más fácil pensar que estamos en modelos líquidos de negocio, en fase beta permanente.

Cualquiera puede crear un buen producto, aquí lo difícil es levantar una buena marca

La singularidad, para acabar, nunca puede ser vista como una propuesta unilateral de profesionales o empresas, es algo que debe retroalimentar a las marcas.

Preguntaba ¿qué clase de riesgos inasumibles puede correr una organización que dedica esfuerzos a que sus empleados aboquen con plenitud su singularidad?

Creo que ya tienes la respuesta. Ninguno.

 

Sheep vector by Shutterstock.com

 

Team Branding: el espíritu de equipo frente a tus competidores

El hombre no tiene que hacer grandes esfuerzos para crear grandes obras… sólo debe tener las herramientas necesarias: ganas de  hacerlo, una buena idea y un gran equipo.

Si quieres ir rápido  camina solo, si quieres llegar lejos ve acompañado Proverbio africano

A veces nos complicamos la existencia queriendo hacer todo nosotros solos, nuestro EGO dice que somos capaces de hacerlo, pero no es verdad, siempre necesitamos de los otros. Y fue por eso que surgieron muchos temas como la influencia, el liderazgo… y también es por lo que ahora  gestionamos nuestra marca personal.

Team Branding: Un equipo de trabajo también es una marca

Un equipo de trabajo también es una marca, es una suma, un todo! pues es aquí donde vamos a sumar lo mejor de cada uno de nosotros , lo mejor de cada Marca Personal que integra este equipo se va a mezclar y dará mejores resultados. Recordemos que  las cosas son mucho más fáciles cuando se trabaja en equipo. Pero para que esto funcione, los miembros del equipo deben estar en perfecta sintonía: Trabajar hacia OBJETIVOS en común, conocer e identificarse con los VALORES de la empresa, tener la MOTIVACION correcta y sobre todo, debe haber un COMPROMISO verdadero con la empresa y los compañeros.

Cada uno de los integrantes de los Avengers y la liga de la justicia saben que solos pueden tener resultados, pero jamás podrán lograr lo que lograrían en equipo: derrotar al enemigo.

Ahora que están tan de moda, son el mejor ejemplo para hablar de Team Branding y Branding personal, los conocemos por su trabajo individual y por su trabajo en equipo (seguramente tenemos a nuestro favorito y con el cual nos identificamos), cada uno de ellos SUMA una habilidad, una experiencia o idea diferente, saben que se complementan, comparten una motivación, compromisos y valores. ¡Hasta los villanos hacen equipo! (Suicide Squad) y suman para hacer sus fechorías, entonces debemos ser capaces de trabajar en equipo  también.

Qué aburrido sería que nuestros súper héroes favoritos fueran capaces de resolver y hacer todo, no necesitarían de quienes les aportan de tecnología, información…

Detrás de cada empresa, proyecto o emprendimiento hay una historia tan común como la vida misma, y también existen personas que suman con sus habilidades. El Team Branding nace cuando hay clientes a quienes servir, habilidades para practicar y valor para crear, es ahí donde el equipo se  hace conocido por algo, pero también es donde no podemos parar de sumar, hay que crear valor constantemente, ser proactivos y al igual que los superhéroes conocer nuestras fortalezas y debilidades, para con nuestra propuesta de valor sumar al gran equipo.

Una gran marca de equipo tendrá a los mejores! Serán los mejores comunicando de forma clara lo que hacen de forma individual y de equipo, pero también serán capaces de hacer que se cumplan los objetivos establecidos, garantizarán calidad y valor para sus clientes.

¿Por dónde empezar?

Creo que para poder lograr una Gran Marca de equipo y hacer un gran Team Branding, se debe iniciar por el principio:

TU Marca Personal, tú como individuo  y tu AUTOCONOCIMIENTO.

  • ¿Qué te hace único?
  • ¿Cuál es tu propuesta de valor?
  • ¿Cuál es tu debilidad?
  • ¿A dónde vas?

Cuando tienes claro esto y todo lo demás (Personal Branding) es más fácil saber lo que vas a aportar, y entonces  para trabajar como equipo se necesita tener:

  • Comprensión clara de nuestro mercado objetivo, a quien le servimos
  • Nuestras competencias centrales, lo que hacemos mejor que otros equipos
  • Beneficios que ofrecemos, el valor de lo que hacemos, y por último
  • Personalidad de nuestra marca, es decir la forma particular en la que hacemos las cosas.

Cuando se logran resultado efectivos a través del  Team Branding estos serán reconocidos por nuestros clientes, nuestra competencia y el equipo mismo.

Se tendrá un buen feedback y buena percepción de forma interna y externa, el reconocimiento será para el equipo y por lo tanto para cada unan de las personas que lo integran.  Cada uno de los integrantes se sentirá orgulloso de lo que hace, aumentará su productividad, su calidad de trabajo y su compromiso.

Una marca de equipo sólida respalda los objetivos corporativos estratégicos, ayuda a que la empresa sea más competitiva en el mercado, el equipo pasa de un rol de servicio a un rol de estrategia, el equipo se vuelve una fuente confiable de información y referencia, será relevante para otras áreas de la empresa o la misma competencia.

El espíritu de equipo es lo que da a muchas empresas una ventaja sobre sus competidores George Clements

Este espíritu es lo que hace que se redefinan la forma de hacer de las cosas, porque después de que como equipo brindemos un producto o un servicio nada debe ser igual  y para muestra un botón:

Google

El buscador más popular de la web, y ¿Acaso existe otro?

Después de google nada es igual, existen otros buscadores, pero ninguno es tan fresco, dinámico y divertido, según mi opinión.

El equipo de google está conformado por los 4 fantásticos, un comodín, un agitador, un líder y un experto en negocios; Sergey Brin, Larry Page, Eric Schmidt y Omid Kordestani, juntos lograron llevar a Google a la cima de una forma sencilla, sumando lo mejor de cada uno de ellos, con un toque de humildad y objetivos muy claros.

Nuestra capacidad de construir grandes obras es mucho mayor si tenemos la humildad de desarrollar la capacidad de trabajar en equipo hacia una visión común, dirigiendo nuestro valor individual hacia el logro de objetivos en común.

Construye un equipo

Si quieres resultados poco comunes construye un equipo, trabaja en equipo, lidera e  inspira a tu equipo. Cual quiera que sea tu rol en el equipo debes estar dispuesto a dar el todo por el todo, el Team Branding es la clave.

 

Imagen: Shutterstock